sábado, 20 de septiembre de 2014

#cabronescorranustedes: Culson y la 'domesticación' del atleta en la prensa corporativa


 
Luis Alberto Ferré Rangel, Director de El Nuevo Día y Director General de Primera Hora
(Foto sacada de El Nuevo Día)
Por Rafael R. Díaz Torres

Cuando la prensa avala la explotación e intentos de domesticar de trabajadores y trabajadoras, su rol como ente fiscalizador e independiente languidece ante intentos de congraciarse con las redes de mayor influencia y poder social.

Tal práctica periodística basada en el escrutinio hostigador y el deseo de disciplinar los reclamos justos del sector trabajador ha sido parte de la marca editorial del conglomerado de medios puertorriqueños de GFR Media. Esto, a pesar de que el Director General de sus dos principales diarios (El Nuevo Día y Primera Hora), Luis Alberto Ferré Rangel, gesta recorridos en escuelas, universidades y comunidades con el propósito de promover principios de solidaridad y responsabilidad ciudadana inspirada en supuestos modelos de “democracia participativa”.
Son precisamente esos postulados “solidarios” y “democráticos” los que se ausentan cada vez que el diario Primera Hora (PH) apuesta a atraer más auspicios corporativos por medio de un sensacionalismo anclado en la humillación e intento de domesticación del trabajador y trabajadora del deporte.

En días recientes, el famoso vallista puertorriqueño, Javier Culson, lanzó duras críticas a la prensa por un texto en el que PH satirizaba el arribo en último lugar de su compañero atleta, Wesley Vázquez, quien representó a Puerto Rico en una carrera celebrada el pasado 14 de septiembre en Marruecos. En una red social cibernética oficial de PH se realzó el hecho de que, al llegar último en la carrera internacional,  Vázquez “quedó en posición de observar las espaldas de los demás corredores”.

Culson, quien a su vez ha sido objeto de titulares amarillistas y degradantes, reaccionó y salió en defensa de Vázquez expresando que titulares de esa índole representan las “razones por las cuales no me llevo con la prensa. K..nes, corran ustedes”. El comentario fue publicado por Culson en sus cuentas personales de las redes cibernéticas de Facebook y Twitter.

Lejos de publicar una nota de disculpa a Vázquez o al menos garantizar que titulares de ese tipo no se utilicen más al reseñar la gestión del sacrificado trabajador deportivo, PH recurrió al veterano periodista Raúl Álzaga para intentar disciplinar a Culson y validar la nefasta línea editorial sensacionalista en la cobertura del deporte de alto rendimiento. En la nota titulada Lamentan expresiones de Culson, Álzaga cita reconocidas figuras en los ámbitos de las comunicaciones y el deporte para tratar de “poner en su lugar” a Culson, quien aparentemente transgredió el modelo ideal del atleta dócil y apolítico dentro de la lucrativa industria global del nacionalismo olímpico y federativo.
El texto de Álzaga trata de justificarse al citar directamente a la directora ejecutiva del Overseas Press Club, Gail Arenas, quien desafortunadamente se prestó para el ejercicio de aleccionamiento a Culson al expresar que “consideramos que no utilizó el lenguaje apropiado”.

Las expresiones de Arenas son complementadas con el testimonio del presidente de la Federación de Atletismo de Puerto Rico, José Enrique Arrarás. “No es el tipo de expresión que debe hacer un atleta de alta envergadura y que representa a todo un país, como lo es Culson. Debe ser más cuidadoso en sus expresiones. Lamento mucho eso”, expresó Arrarás, según lo citó Álzaga en la nota.

Ante las expresiones de Arrarás cabe cuestionarse: ¿por qué representar a un país en materia olímpica debe ser un impedimento para denunciar las injusticias cometidas por la prensa y otras esferas de poder ante el compañero y compañera que deja su vida en el terreno deportivo?

El intento de mordaza ante el gesto solidario de Culson levanta suspicacia sobre las motivaciones de ejecutivos deportivos que le hacen campaña a la prensa corporativa en su intento de disciplinar atletas con el propósito vender titulares que degradan la gestión del trabajador deportivo.
Es momento de apoyar a Javier Culson, Wesley Vázquez y todos sus compañeros y compañeras de pista.

#cabronescorranustedes
 
(El autor es profesor en el Departamento de Ciencias Sociales de la Universidad de Puerto Rico en Humacao.)

2 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo. Los atletas no son objetos nacionalistas tanto como las mujeres no son objetos sexuales. Asimismo, al país le urge un organismo regulador de la prensa.

    ResponderEliminar
  2. Hola,

    He visto su sitio y me ha gustado por lo que le quiero proponer un Intercambio de enlaces por medio de un articulo de calidad este claro en relación a la temática de su sitio, este seria del tema que usted me indique y completamente original.Todo esto con el fin de aumentar el numero de visitas a nuestros sitios ,espero su repuesta y dudas con todo gusto.

    Mary,
    Un saludo

    ResponderEliminar